Pistola salva a árbitro en medio partido Herediano-Alajuelense

Corría el año de 1923, se disputaba apenas el tercer campeonato de Primeras en el fútbol costarricense y en un duelo interprovincial entre el Club Sport Herediano y la Liga Deportiva Alajuelense, ocurriría un hecho sin par en el balompié tico, pues un arma salvó en pleno partido a un árbitro de ser agredido.

Hoy lo acontecido el domingo 10 de junio de 1923, causa asombro y al mismo tiempo genera hasta cierta comicidad; pero en ese momento, fue algo sumamente serio.

En el campo de San Francisco de Heredia, el equipo local recibió a los alajuelenses, en un partido tenso desde el silbatazo inicial del árbitro Egon Holst, pues una semana antes; aunque en Segundas, estos dos mismos adversarios habían tenido un encuentro que acabó con muchos roces.

Holst tenía 30 años de edad para ese entoces y hacía algún tiempo había jugado como “back” izquierdo para el Club Sport La Libertad. Ahora, en calidad de réferi, tendría el susto de su vida.

La primera parte fue ríspida y no generó goles. En el complemento, Herediano tomó la ventaja en el marcador, pero luego se vio empatado con un tanto de los erizos.

A 7 minutos del final, Alajuelense marcó el segundo gol, a través de Israel Gutiérrez. Esta anotación generó serios reclamos por parte de los florenses aduciendo “off side”. El juez Holst, no tenía clara la acción, por lo que decidió consultarle al señor Otto Hütt, juez de gol (árbitro que se colocaba en las porterías) sobre el polémico tanto.

Hütt dijo: “Hubo gol”, por lo que se concedió el tanto que sería prácticamente el de la victoria para la Liga. Fue ahí cuando estalló la bronca.

Los reclamos airados de Eladio Rosabal Cordero, alimentaron a una turba enfurecida que invadió el campo de juego para atacar al árbitro Holst. Ante la amenaza evidente, don Egon se vio obligado a sacar su pistola y amenazar con matar para defenderse.

La afición herediana agredió con sillas, palos y golpes a los jugadores alajuelenses, quedando tendido en el campo Francisco Rosabal y heridos Eriberto Chavarría e Isaac Solano. Otros debieron correr por los potreros aledaños para escapar.

El Comandante de la Policía de Heredia le comunicó al Secretario de Seguridad Pública que en ese bochinche participaron no menos de 400 personas.

Días más tarde en sesión extraordinaria de la Liga Nacional, se acordó suspender por un año al herediano Otoniel Martínez, que había sido expulsado por improperios al árbitro durante el segundo tiempo y por 9 meses a Eladio Rosabal Cordero. Además, se multó al CS Herediano con 50 colones.

Así, pistola en mano, aunque hoy suene increíble, el árbitro Egon Holst se salvó de una paliza segura al conceder un gol que parecía legítimo en favor de Alajuelense.

Egon Holst fue árbitro y también jugador del CS La Libertad. Falleció en 1981.
Egon Holst fue árbitro y también jugador del CS La Libertad. Falleció en 1981.
Anuncios

Partidos más cortos de campeonato

Aunque antes de 1921 hubo varios intentos por jugar campeonatos de fútbol bajo el amparo de un ente federativo, la mayoría de los casos no tuvo éxito, hasta la conformación de la “Liga Nacional de Foot-Ball” y la puesta en escena del primer torneo oficial costarricense.

Para ese primer torneo, se tomó como base el reglamento de fútbol utilizado en España por ese tiempo, que indicaba partidos de 70 minutos (no de 90 como estamos acostumbrados hoy día).

Así entonces, para 1921 cuando se disputó el primer campeonato, los once árbitros que tuvieron a su cargo los 33 partidos que se disputaron, ya que hubo otros en los que no se presentó alguno de los clubes, debieron aplicar dicho reglamento que estipulaba juegos de dos tiempos de 35 minutos cada uno y un descanso entre ambos de solamente 5 minutos.

Por esa época existía mucho desconocimiento de las reglas del balompié y cada quien las interpretaba a su antojo, por lo que las apelaciones eran constantes ante la Liga Nacional, debido a la labor polémica de los jueces, que incluso muchas veces nombrados, no llegaban a dirigir los compromisos de 70 minutos, aunque eso será historia para otra ocasión.

Lo cierto es que hoy en día y con algunos encuentros que lo único que provocan es sueño por su bajo nivel, no estaría mal que el sufrimiento para el aficionado se reduzca de 90 a 70 minutos.

Partido del Torneo de 1922 entre el Club Sport La Libertad y la Sociedad Gimnástica Española, que acabó con empate 1-1 en La Sabana.
Partido del Torneo de 1922 entre el Club Sport La Libertad y la Sociedad Gimnástica Española, que acabó con empate 1-1 en La Sabana. Estos enuentros se disputaban a dos tiempos de 35 minutos cada uno.

Para los amantes del fútbol, la historia y los hechos curiosos

Un gusto enorme poder compartir con todos aquellos aficionados al fútbol, en especial con quienes gustan de conocer más a fondo sobre el balompié y el deporte costarricense en general, desde una visión histórica y estadística, llena de historias entre páginas amarillentas y libros empolvados, cuyo legado queremos volver a dar vida a través de la Web.

Semanas, meses y años de investigación me han permitido desempolvar gran cantidad de anécdotas, hechos y situaciones curiosas de nuestros deportes. Mi experiencia en medios nacionales, tanto en televisión, radio, prensa escrita y en línea, me permiten escribir con propiedad al respecto.

No me queda más que invitarlos a seguir este blog semanalmente con grandes historias, muchas de ellas desconocidas en la actualidad. Gracias por formar parte de esta nueva comunidad y desde ya espero sus recomendaciones de temas o historias. Saludos.

Alex Gaitán, Periodista.

Gaitán Ringle 2012